Buenas manos

marzo 16, 2015 at 1:27 am (De la nada...)

Sonrió y siete días más tarde se fue a la mierda.

– Que estés bien.

– ¡Gracias!

No le respondió el típico “vos también”, porque sabía que lo dejaba en buenas, o más bien, excelentes manos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: