Si tu tienes muchas ganas de aplaudir…

noviembre 3, 2010 at 6:24 pm (De la nada...)

Tengo las manos rojas de tanto aplaudir. Aplaudir, aplaudir y aplaudir. Aplaudir, todas y cada una de las cosas. Haciendo palmas cual vuelta de ídolo a las canchas, cual obra de teatro de Francella, o algún acto similar. Aplaudir al asador, aplaudir al cocinero, aplaudir al limpiador, aplaudir al juguero, aplaudir al de los juegos, aplaudir en sordomudo, aplaudir al líder y a la ”profa”, en fin: aplaudir.

No recuerdo haber aplaudido tanto, y por tan poco motivo. Nunca jamás. Sólo se que aplaudí tanto que me sentía algo así como un nabo. Un nabo que aplaudía porque la estaba pasando bien…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: